Menu

Cibercrimen: evita poner en riesgo la credibilidad y la estabilidad de tu empresa

Cibercrimen: evita poner en riesgo la credibilidad y la estabilidad de tu empresa

Los delitos cibernéticos representan pérdidas económicas que superan los 2 mil millones de dólares en México y hasta 110 mil millones de dólares a nivel mundial.

En los últimos años, este tipo de crímenes se han manifestado con mayor frecuencia e intensidad. En mayo de 2017, el ransomware WannaCry afectó los sistemas de empresas de más de 150 países a nivel mundial, incluyendo nuestro país.

Esto generó pérdidas millonarias y la exposición de la información de usuarios; pero no fue el único, a la fecha organizaciones de todo el mundo continúan sufriendo ataques ocasionados por malware.

En abril de 2018, el sistema bancario de México sufrió un hackeo importante que trajo como consecuencias: pérdidas financieras por más de 300 millones de pesos a las instituciones; además de, caos y desconfianza en el sector.

Por otro lado, es un hecho que la tecnología se ha vuelto un factor determinante para la operación de las empresas, de cualquier tamaño, y en todos los sectores. Sin duda, esta herramienta ha permitido incrementar su productividad, generando resultados importantes.

Sin embargo, al mismo tiempo las convierte en blancos vulnerables en cuanto a la protección de información, especialmente sus bases de datos; y por lo tanto, la seguridad de los usuarios de sus servicios.

El ransomware es un programa de software que afecta los sistemas, el cual muestra mensajes que exigen el pago de dinero para restablecer el funcionamiento del sistema. Este tipo de malware se puede instalar a través de enlaces engañosos incluidos en correos electrónicos, mensajes instantáneos o sitios web.

Los ataques cibernéticos que involucran el ransomware aumentaron 50% en 2016, y cada vez se dirigen más hacia organizaciones e instituciones, que a consumidores individuales.

¿Evolución del cibercrimen?

De acuerdo con las investigaciones realizadas por Kaspersky Lab, a principios de 2017, descubrieron que surgía una nueva y peligrosa tendencia: los cibercriminales estaban dejando de perjudicar a usuarios privados para centrar su atención en ataques contra empresas específicas. De hecho, se han encontrado casos en los que las demandas de pago superan el medio millón de dólares.

Entre otras cosas, han descubierto que los ciberdelincuentes están empezando a desafiarse entre sí, lo que indica una mayor competencia entre bandas de ransomware.

Las estadísticas geográficas muestran que, los atacantes se están moviendo hacia países a los que antes no llegaban, donde los usuarios no están preparados para luchar contra este tipo de situaciones y la rivalidad entre criminales no es tan alta. Por lo mismo, se han registrado intentos de infección en docenas de países, principalmente de Asia, África y América Latina.

Es un hecho que, en la actualidad, los delincuentes consideran que los atentados dirigidos contra empresas son más rentables que los ataques masivos contra usuarios privados.

Como ejemplo de lo anterior, en 2018 se registró un incidente en las páginas de pago de los sitios web de grandes empresas, entre ellas British Airways. A través de éste, los responsables accedieron a una enorme cantidad de datos de pago con tarjeta.

Otro caso registrado el año pasado fue el de Magento, una de las plataformas más populares para las tiendas en línea. Aprovechando las vulnerabilidades de ésta, los delincuentes infectaron docenas de sitios con una técnica que, según los expertos, otros grupos de atacantes podrían adoptar.

De acuerdo con Kaspersky Lab, para este 2019 se espera que el cibercrimen encuentre nuevos caminos, nuevos “colaboradores”, nuevas zonas geográficas y nuevos focos de atención.

Por otra parte, el ransomware en las PCs sigue en crecimiento aunque a un ritmo más lento, y el número de usuarios atacados a través de sus móviles ha ido en disminución.

Esto último, podría ser un indicador del éxito de las iniciativas de colaboración entre proveedores de soluciones de seguridad, autoridades y otras entidades. Además, del aumento del conocimiento popular sobre las amenazas, gracias a la ayuda de los medios de comunicación que dan a conocer las campañas de fraude más destacadas.

El mejor camino: el conocimiento y la prevención

Entre más y mejor informados estemos sobre los riesgos o las posibilidades de ser vulnerados por cibercriminales, podremos mantener la integridad personal o empresarial protegidas.

De acuerdo con la experiencia de Beazley, firma global líder en riesgos cibernéticos, el hackeo o malware son la principal causa de la filtración de información y datos, seguida de la divulgación no intencional o pérdidas físicas de los equipos portátiles.

Ante este panorama, una buena opción es informarnos y prevenir a través de un servicio especializado de remediación contra ciberataques, el cual podría mitigar los daños que reciben las empresas hasta en un 80%.

Un Seguro de Prevención Cibernética puede brindar la protección necesaria en esos momentos, llevando de la mano a la compañía paso a paso durante el proceso para resarcir los males provocados.

Este servicio preventivo ofrece protección a las empresas principalmente ante:

  • Responsabilidad de la organización por la seguridad y privacidad de datos
  • Defensas y sanciones
  • Responsabilidad derivada de contenidos en páginas web
  • Estándar de seguridad de tarjetas de pagos
  • Extorsión cibernética
  • Daños propios relacionados con protección de datos
  • Servicios de remediación

¡Evita correr riesgos! La seguridad cibernética de tu empresa es fundamental para su operación y estabilidad. Protege tu patrimonio. Protege tu seguridad y la de tus clientes.

Conoce más sobre Prevención Cibernética aquí.

Con gusto te asesoramos.

Prevento Agente de Seguros S.A. de C.V.

Fuentes consultadas:

Storage Google APIS
Kaspersky Lab 1
Kaspersky Lab 2
Kaspersky Lab 3