Menu

¿Por qué existen los deducibles en los Seguros de Gastos Médicos Mayores?

¿Por qué existen los deducibles en los Seguros de Gastos Médicos Mayores?

Deducible es un término muy común en el medio asegurador, pero, ¿qué es? y ¿cuál es su función?

Comencemos por definir lo que es un Seguro de Gastos Médicos Mayores: es un contrato que permite cubrir una parte importante de los costos ocasionados a consecuencia de un accidente o enfermedad; por lo que su función es apoyar económicamente al asegurado en caso de un imprevisto de salud que pueda desequilibrar sus finanzas.

Sin embargo, es importante considerar que dicho instrumento no es un producto que garantice la salud y tampoco es un seguro social privado que cubra el total de los gastos ante cualquier evento médico.

Al igual que los demás seguros, tiene como principio la repartición del riesgo, es decir, que mucha gente se asegure y pague una prima de manera que en el momento en que alguno de los asegurados sufra una eventualidad que comprometa su salud, dicho imprevisto no ponga en riesgo su patrimonio. En otras palabras, cuando existe un siniestro se toma del dinero de todos los asegurados para que quien sufrió un daño o una pérdida pueda ser indemnizado.

Es por ello que todos los Seguros de Gastos Médicos tienen un deducible. El deducible son los primeros pesos erogados por cada enfermedad o accidente, corre por cuenta del asegurado y representa su participación económica en el riesgo que cubre la Póliza.

A continuación te mencionamos lo que debes considerar al respecto:

      1. Es una cantidad fija que se especifica en la carátula de la Póliza. Si es una Póliza que tú contrataste, seguramente definiste el deducible con la orientación de tu asesor en seguros. Si es una Póliza de Grupo, normalmente se expresa en salarios mensuales (smgm). Esta cantidad determina a partir de qué monto comienza la participación de la aseguradora. A menor deducible, mayor será la prima a pagar por el seguro y viceversa.
      2. El deducible es un delimitador de qué es un gasto mayor. En cada Póliza, este monto delimita la frontera entre el gasto menor y el gasto mayor. Los eventos pequeños, es decir, menores o iguales al deducible corren por tu cuenta y normalmente no ponen en riesgo tu economía.
        Si el padecimiento rebasa el monto definido como deducible, a partir de esa cantidad se podrá hacer la reclamación a la aseguradora. Bien vale la pena mencionar en este punto otro concepto: el coaseguro.
      3. El coaseguro o copago. Es un porcentaje que se aplica sobre el total de gastos erogados una vez descontado el deducible. Puede o no ser una cantidad fija y también corre por cuenta del asegurado.

En un mundo ideal, las Pólizas de Gastos Médicos no tendrían deducible ni coaseguro para evitar desembolsar tales cantidades, sin embargo la realidad es que esas Pólizas no existen porque serían excesivamente caras y muy poca gente podría pagarlas.

En virtud de lo anterior, el deducible y el coaseguro son conceptos que de alguna manera facilitan a las aseguradoras regular los costos de las primas y hacerlas más accesibles para sus clientes.

Tener un Seguro de Gastos Médicos siempre es una buena opción. Es un hecho que la atención de padecimientos crónico degenerativos o simplemente la complicación de un padecimiento común pueden alcanzar cifras millonarias… y también hay padecimientos catastróficos que pueden poner en riesgo la economía de quien los padece.

Protege tu patrimonio ante la posibilidad de una eventualidad de salud que lo ponga en riesgo. Tú y tus seres queridos lo merecen. ¡Contáctanos! Seguro encontrarás un plan de acuerdo a tus necesidades aquí.

Prevento Agente de Seguros S.A. de C.V.

Fuente consultada:
El Financiero